Tuesday, August 1, 2017

Reni Arias, fotógrafo!

Ya es comúnmente aceptado que la fotografía desplazó a la pintura en su sentido práctico, por su funcionalidad e inmediatez; también se convertiría en un arte por derecho propio, con sus posibilidades peculiares para la forma la representacióndistintas de las de la pintura. Menos aceptado, pero cierto aún, también sufrirá el mismo declive de todas las artes en la era postmoderna; a pesar incluso de que esa apoteosis suya forma parte de este período específico, que quizás capta como ninguna otra disciplina. En ese punto tiene su propio campo de experimentaciónaunque con estilos individuales más que escolásticos; dependiendo así de la agudeza de la mirada más que de la excelencia técnica, más bien estandarizada en el poder de los instrumentos 

Ese conceptismo lo que no tarda en hacer a ese arte repetitivo, por la recurrencia de sus temas; con arquetipos fijos como el erotismo del cuerpo, las masas y las estructuras, por su plasticidad. Pocos consiguen distinguirse ya en ese ejército innumerable de camarógrafos sueltos; los que lo consiguen, indefectiblemente lo hacen captando el alma de su objetivo, elevándolo a la calidad de sujeto. Por supuesto, todavía es posible aparentar el genio, atribuyendo dramatismo subjetivo a objetos comunes; como las series repetidas, que pretenden plasmar la poesía como los vendedores de aceite de serpiente. De estos aún se distinguen los que buscan la singularidad en los individuos concretos y no en el génerocomo parece ser el caso de Reni Arias, cuya juventud le permite la frescura que ya va faltando en el gremio. 

Reni se describe a sí mismo como admirador de la norteamericana Nan Goldin y la escritora cubana Zoé Valdés; de hecho, reconoce en la Valdés ese interés documentali que es tan visible en la Goldin. En ambas, ese interés se explica en sus propios desarrollos, con vidas extremas y marginales; por las que pueden olfatear el dramatismo profundo de la existencia en la precariedad de sus equilibrios. La sutileza de ese objeto será lo que explique la contradicción latente en las fotos de Reni; en las que la calma comunica desasosiego, porque no sólo es aparente, sino que además lo grita a los cuatro vientos. Hay algo de esperpéntico en sus soluciones, que es común sus musas; lo asombroso es que consiga encontrarlo en situaciones y personajes que destilan la más pura banalidad.  

Reni incluso hace propuestas graciosas y juguetonas, como en la serie A traición, en la que capta a sus objetivos de espaldas; la simpleza del concepto lo hace parecer repetido, pero no se trata de la espontaneidad del gesto sino de la indefensiónEs así más retorcido, y con ello más dramático e incisivovolviendo a destacarse por esa comprensión de su objetivo; lo que quizás se deba a la amplitud de sus intereses, por los que ha incursionado en el video clipEn este trabaja más bien viñetas que metrajes propiamente dichocon unas secuencias que consiguen amplificar más que sólo ilustrar la música; una capacidad que sin dudas se alimenta en su propio interés documentalista, con un poco bastante de punk. 

Nacido en 1987, Arias tiene algunas exposiciones interesantes, que lo han llevado hasta las calles de Estambul; su desarrollo en la fotografía es autodidacta lo que explicaría su inconvencionalidad, pues su formación profesional es como periodista.  ( Véalo aquí )

Monday, July 31, 2017

Zoé en Miami

Foto por Reni Arias
Zoé Valdés ha desembarcado en Miami, y aunque no se trata ni con mucho de una primera vez sí tiene algo de definitiva; porque si bien tampoco implica una mudanza, sí tiene algo de catarsis y comunión, con un exilio cada vez más desfigurado pero que reclama su dignidad. En Miami, Zoé se ha topado con una moda tan vieja hoy como la internet, porque es la internet la que la ha propiciado; y es el ataque feroz contra ella, excesivo e injusto, por su naturaleza ad ominem y subjetiva. Se llega al absurdo de negarle méritos literarios, que tampoco es que necesite que se le reconozcan; su literatura está ahí, y cubre un espectro más amplio que los sueños desmedidos de los pretenciosos.

El problema con Zoé puede residir en su extrema marginalidad, que ella exhibe como su propia majestad y naturaleza; porque ahí precisamente reside su libertad individual, refulgiendo más allá de todo convencionalismo, sobre todo en sus triunfos; que son especiales, porque son en aquellos esfuerzos en que los demás son exactamente convencionales. Todo eso hace que su proyección sea extremadamente compleja y controversial, sobre todo en lo político; donde ella se mueve intuitivamente, haciéndose llamativa para las manipulaciones retóricas, a las que será susceptible. Eso no debe ser ningún problema, la vida es un constante crecimiento a través de la prueba y el error; eso no sólo es dialéctico, antes respondió a la determinación de la substancia, y era aristotélico.


Ver video de presentacion en Youtube
Eso también es inevitable, como la violencia que vaticina, en unas relaciones que sólo pueden ser turbulentas; porque esas manipulaciones se dirigen a lo que ella no necesita, y sobre todo porque es una persona leal. No obstante, entre las críticas que se le hacen, está precisamente la de la deslealtad y la arrogancia; que demuestran la mezquindad de sus críticos, porque ella no necesita derivar su importancia de nadie; sino que al contrario, la otorga, que es la razón por la que deviene en molestia para quienes se aprovechan de ella. Las desavenencias en ese sentido provienen justamente de sus errores, prohijando malagradecidos arrogantes; que como va a descubrir que es común en Miami, no tardan en morder la mano que los sostiene, no más se creen un poco fuertes. 
Sus invectivas no han hecho sino desnudar la hipocresía y la falsa modestia de quienes pretenden manipularla a perpetuidad; porque si algo bueno tiene, es la rapidez de reflejos con que se vuelve, no más se da cuenta del timo. Eso es lo que hace previsible el próximo desarrollo de la veneración que le ha prodigado el patético elitismo local; que en algún momento le tratará de cobrar bien caro la falta de arrogancia intelectual, que tanto pone de relieve su propia substancia ante la insubstancialidad de ellos; sobre todo por esa ambigüedad inicial, por la que su propia proyección zafia se puede confundir con la procacidad como carácter y no atributo estético.
Zoé será, en todo caso, una personalidad a admirar de lejos desde este último arribo a Miami; so pena de morir a dentelladas, en la jauría que se disputarán su sombra para engrosar sus grants y CV's. Pero aún eso será un despliegue del magisterio misterioso de Dios, que servirá para exponer nuestras inconsistencias; lo que siempre es bueno, no importa lo costoso, como todas las crisis que conducen a la plenitud y madurez.

Saturday, July 8, 2017

Zoé!


  ©Template by Dicas Blogger.

TOPO